Se redujo la siembra de coca, pero aumentó la producción: UNODC

laud-cultivos-de-coca-elpais.jpg
Foto: El País

La concentración de los cultivos se encuentra, particularmente, en zonas de frontera y geoestratégicas para el tráfico del alcaloide. Existen nueve enclaves.

El Sistema Integrado de Monitoreo de Cultivos Ilícitos – SIMCI, de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito –UNODC, entregó este miércoles, a la Presidencia de la República, un adelanto del informe anual de cultivos y producción de cocaína en Colombia. El documento completo sobre el Monitoreo de Territorios afectados será presentado en el mes de julio con la integración de datos según la dinámica de las regiones y el análisis de las cifras.

Dentro de los reportes del censo, se evidencia una reducción del 7% en el área sembrada en el país, pasando de 154 mil hectáreas en 2019 a 143 mil en 2020. Pero la capacidad de obtención de la droga y su producción se ha incrementado en los últimos años.

Algunos hallazgos relevantes:

El potencial de producción de clorhidrato de cocaína pura alcanzó 1.228 toneladas en 2020, aquí se evidencia un aumento del 8% respecto al 2019 cuando la cifra fue de 1.137. En cuanto a la generación estimada de la hoja fue de 997.300 toneladas métricas y en relación con la productividad del cultivo, a nivel nacional, el rendimiento anual por hectárea se determinó en 6.4 toneladas.

Los departamentos que presentan incrementos notables entre los dos años son: Córdoba (30%), Antioquia (27,5%), Bolívar (18%) y Chocó (18%). En cuanto a la tendencia a la reducción el mayor impacto está asociado a departamentos con una concentración significativa históricamente: Caquetá (-54%), Putumayo (-20 %) y Nariño (-17%).

Respecto a las áreas de manejo especial, 29% de estas en 2020 se concentraron en Tierras de las Comunidades Negras, Resguardos Indígenas y Parques Nacionales Naturales. En este último se nota una leve subida y el Parque Catatumbo-Barí continúa siendo el de mayor afectación.

El 2020 fue el mejor año en incautaciones: 505 toneladas.

Nuevos enclaves

Desde hace cinco años se consolida una tendencia a la concentración de los cultivos de coca particularmente en zonas de frontera y geoestratégicas para el tráfico del alcaloide. Cuando este fenómeno ocurre por esa duración de tiempo, se establece un enclave productivo. En 2019 se habían detectado siete y en 2020 se consolidaron dos nuevos ubicados en San Pablo-Taracué en Bolívar y Orito-Vides en Putumayo.

Los enclaves productivos ocupan el 16% del territorio afectado y contienen el 40,5% de la coca.

Aunque el Gobierno Nacional celebró la reducción de los cultivos, Pierre Lapaque, el representante de UNODC afirmó: “Hay que insistir en este punto, la producción de droga no depende del área sembrada, el aumento no debe interpretarse como un incremento exclusivo del último año, sino como el efecto acumulado de los últimos cuatro… es algo que ha sido recurrente”.

Información tomada de nacionesunidas.org.co

Ver declaraciones completas aquí:

Share this