¿Dónde cayó el cohete chino?

-cohete-despegue-espacial-japon-.jpg
Foto: cnnespanol.cnn

"Está claro que China no está cumpliendo con los estándares responsables con respecto a su basura espacial", se pronunció la Nasa,  sobre el hecho.

El cohete Larga Marcha 5B de la agencia espacial china cayó en el Océano Índico en la madrugada de este domingo, según ha informado la autoridad espacial de China, aunque la mayor parte fue «destruida» al reingresar por la fricción de la atmósfera.

El cohete, que medía unos 30 metros de alto y pesa casi 22 toneladas, despegó el pasado 29 de abril para poner en órbita una pieza de una nueva estación espacial china,  sin embargo,  después de que se agotó el combustible, comenzó a caer sin control por el espacio sin tener certeza de donde podría impactar en la tierra. 

De ese modo, en los últimos días, todos los organismos de seguimiento de objetos espaciales seguían en detalle la evolución de su caída para tratar de indicar cuál sería la trayectoria y el momento más probable en que caería sobre la superficie del planeta. 

La Agencia Espacial Europea había predicho una «zona de riesgo» que abarcaba «cualquier porción de la superficie de la Tierra entre aproximadamente 41,5 N y 41,5 S de latitud», que incluía prácticamente todas todo el continente americano al sur de Nueva York, toda África y Australia, partes de Asia, al sur de Japón y España, Portugal, Italia y Grecia. Aunque se consideró que lo más probable era que cayera en los océanos. 

Finalmente, la mayoría de los restos se han desintegrado al entrar a la atmósfera y los que quedaban se han hundido en el océano.

Por su parte, el máximo responsable de la NASA, Bill Nelson, hizo público un comunicado en el que critica duramente la gestión que hace China de estos cohetes, “Es fundamental que China y todas las naciones y entidades comerciales con viajes espaciales actúen de manera responsable y transparente en el espacio para garantizar la seguridad, la estabilidad y la sostenibilidad a largo plazo de las actividades en el espacio exterior”.

La agencia espacial china ha recibido numerosas críticas, a pesar, de que no existe una normativa internacional por la que regirse, la práctica habitual es diseñar sistemas de control de la reentrada en la Tierra.  Además, de en mayo de 2020, China lanzó un cohete gemelo a este y parte de sus restos cayeron sobre Costa de Marfil, provocando quejas de EE.UU.

Share this