Una mirada a los 100 años de la Revolución Rusa

Revolucion Rusa.jpg
Foto: LAUD

Una revolución que demostró que los campesinos y los obreros podían tomar el poder.

Rusia conmemoró el centenario de la Revolución Bolchevique de 1917 que acabó con el régimen zarista y dio inicio a la Unión Soviética. La Revolución de octubre, un hecho que cambió el rumbo de la historia contemporánea.

El 7 de noviembre de 1917 marca la caída definitiva del régimen zarista y da inicio a una nueva era en Rusia que comienza con una insurrección en contra del gobierno, continua con una guerra civil que se prolonga hasta 1923 y concluye con la formación de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URRS) en 1922.

Esto dio inicio al socialismo, un modelo político y social que tendría repercusiones mucho más allá de las fronteras de Rusia.

El profesor Jorge David Sánchez y el historiador Frank Molano nos acompañaron en LAUD 90.4 FM ESTÉREO para hablar sobre la Revolución Rusa que cumple 100 años en el 2017.

Los profesores hicieron un recorrido por la historia para contextualizar y explicar los beneficios y repercusiones que tuvo esta revolución.

El historiador explicó “en la Primera Guerra Mundial se reflejó la democracia vs las viejas monarquías, Rusia estaba casi derrotada por los alemanes y sus aliados se habían resignado a perder a Rusia y los que batallaban esta guerra eran los soldados, campesinos que además tenían que abastecer a las tropas. En ese momento Rusia no era solo un imperio feudal sino que habían varias ciudades industrializadas, llenas de actividades culturales, intelectuales y políticas muy importantes donde la sociedad se estaba trasformando, de allí que en esta época hubo dos revoluciones por la tierra, con el fin de acabar la guerra y conseguir la democracia”.

“Había un sector que quería profundizar la revolución democrática burguesa, especialmente los Mencheviques (minoría) y por otro los Bolcheviques (mayoría) que sostenían ir más allá de la revolución democrática, por eso entre ellos existían tantas diferencias”, enfatizó Molano.

En cuanto a la teoría y la influencia de Marx, Jorge David Sánchez, explicó que esta se basaba en que para que existiera el socialismo había que primero desarrollar el capitalismo y cuando esto sucediera existiría una clase obrera y esta haría la revolución socialista, pero también había otra lectura que era evitar que se desarrollará el capitalismo en todas sus formas y se creará otra sociedad conformada por los Bolcheviques.

Y agregó que Marx fue un gran influenciador con su pensamiento durante la revolución “pero no hay que atribuirle todo lo que pasó en el siglo XX, además la revolución de octubre no fue una revolución socialista sino  burguesa tardía de varios países que estaban en el sistema feudal, que bajo las ideas de Marx logran entrar al capitalismo. Esta fue una revolución socialista que se hace con el proletariado y con capitalismo desarrollado.

El docente afirmó que otro episodio que se debe aclarar es la polémica entre si fue golpe de estado o una revolución, desde las organizaciones sociales. Se podría decir que si fue una revolución porque por lo menos revindicaron sus necesidades y sus quejas, pero desde la dirección  misma se podría hablar de golpe de estado, desde la medida en que se tomaron el control del partido de los Bolcheviques, sin embargo con Stalin se define que no se podía exportar la revolución porque se corría el peligro de que no se hiciera la revolución europea ni se salvara la revolución Bolchevique.

Sin embrago, Molano aseguró que en esta línea del tiempo, de estos 100 años, no se puede generalizar entre los buenos y los malos “pasaron muchas más cosas  y momentos muy interesantes, entre esos, se crea un orden jurídico que despenaliza la homosexualidad, se reconocen los derechos de las mujeres, se hacen las primeras reservas de protección de la naturaleza, y se invierte en educación y en arte.  

Para finalizar los catedráticos concluyeron que con esta revolución el país fue una potencia política, económica, cultural e industrial, porque creó un estado de bienestar. Pero también tuvo varias repercusiones negativas como desigualdad social y perdida de  libertades.

Escuche la entrevista completa aquí.

Share this