Sector salud otra víctima más del conflicto armado

laud-salud-conflicto-armado-colprensa.jpg
Foto: Colprensa

La Comisión de la Verdad hará un acto revelador sobre el impacto en el sector. Entre los hechos está el asesinato al personal, ataques a las estructuras y prohibición de atención.

Las consecuencias y los daños que ha generado el conflicto armado en Colombia son incalculables. Son bastantes los sectores que la violencia ha atravesado y los perjuicios que ha generado aún se están explorando, uno de ellos es el campo de la salud. Y no solo es referente a quienes lamentablemente vieron destruida su integridad física y mental por los ataques recibidos, sino también por las graves afectaciones que ha ocasionado todo lo que tenga que ver con el ramo en general.  

Saúl Franco, comisionado de la Comisión de la Verdad en entrevista con LAUD 90.4 FM ESTÉREO manifestó en primer lugar: “Nos hemos acostumbrado a esta confrontación armada… se nos volvió algo del paisaje natural y es gravísimo… no solo mueren personas sino que los que quedamos vivos perdemos la calidad de vida, ya no hay tranquilidad, ni felicidad”.

Luego se refirió al impacto del conflicto en el sector: “Los servicios de salud y el personal hay sufrido unas consecuencias devastadoras sobre todo en las partes rurales”. En este sentido dijo que tanto médicos, como enfermeras, promotores, conductores de ambulancia y hasta los sabedores indígenas  de medicina ancestral han sido asesinados de manera sistemática y obligados actuar en contra de su ética profesional. 

Asesinatos

“El sector médico ha puesto muchas víctimas en esta guerra… tenemos información de más de 826 homicidios hasta mayo de 2020… entre los años 1958 y 2019 hubo 2419 infracciones a la misión médica y 2093 muertes… el periodo más crudo fue del año 2000 al 2004, siendo 2002 el tiempo donde hubo un desborde”.

Falta de formación al personal de la salud

La situación es más compleja aún porque, sumado que aún el conflicto armado no ha acabado, hay otros factores que agudizan la problemática, uno de ellos es la falta de la educación adecuada a los estudiantes de la salud: “En las facultades de esta área no se tocan estos temas, en Colombia formamos profesionales como para Suiza, como para un país sin violencias… hay una carencia de la formación”. Lo que significa que no estarán preparados para afrontar la complejidad de las zonas rurales que tienen enfrentamientos.

Estigmatización

“Uno de los patrones más constantes de la guerra ha sido la estigmatización del contrario o del que uno considera contrario…se hace a cualquiera que se atreva a defender la dignidad humana, la vida y los derechos. Si no detenemos este proceso, este problema nunca se resolverá”, señala el Comisionado, quien asegura que este es uno los puntos coyunturales de la confrontación, considerar que el otro es un enemigo por pensar diferente.

Mal uso de estructuras y desvío de recursos

En medio de la violencia los centros médicos se han convertido en objetivo militar por estar cerca a la estación de policía, o por atender a los heridos de un bando o del otro. Las instalaciones se han vuelto trincheras y hasta cosas peores: “Me impresionó en Arauca, en el corregimiento ‘El Caracol’, el puesto de salud lo tomaron los paramilitares para hacer de él un centro de tortura y así en muchas regiones del país… es más frecuente de lo que creemos”.  Otro factor es que los recursos destinados para este sector terminan a favor de los criminales que opera en la región o el Estado deja de prestar los servicios en la ruralidad debido al poder de los subversivos en la zona.

Pandemia

La crisis sanitaria ha complicado más la situación de las comunidades: “Los grupos armados han utilizado la pandemia para incrementar su control territorial, han consolidado el confinamiento de las poblaciones… en el Putumayo las disidencias de las Farc amenazaron de muerte a las personas que fueran positivo para Covid”, sostiene Franco. Escuchar entrevista.

Es hora de reconocerlo… acto público jueves 24 de septiembre

La Comisión de la Verdad, hará un acto de reconocimiento sobre esta realidad. Fue un trabajo que se logró pese al recrudecimiento de la violencia y las limitantes por la pandemia. Pero de la mano con la academia, organizaciones sociales y actores del conflicto se podrán conocer los testimonios que revelarán el impacto de la guerra en la salud con el objetivo de hacer un llamado a la conciencia, reconocer la dignidad de las víctimas, buscar la no repetición y tener un encuentro público de aceptación y perdón por parte de algunos victimarios.

El acto será virtual y se hará por todas las redes sociales de la Comisión, el próximo jueves 24 de septiembre de 10:00 a.m. a 12:00 p.m.

Consultar más información en el siguiente link.

Share this