Nuevo escándalo en la Iglesia

Iglesia.jpg
Foto: El Espectador

Más de 1.000 menores fueron abusados por más de 300 sacerdotes en 70 años en Pensilvania (EE, UU).

La Corte Suprema de ese estado publicó esta semana un reporte de un gran jurado que documenta evidencias de que más de 1.000 menores fueron víctimas de abuso desde 1940 por parte de más de 300 sacerdotes, que fueron encubiertos por la Iglesia.

El informe cuenta con 1.400 páginas de la investigación  y  habla sobre los abusos que tuvieron lugar en seis de las ocho diócesis de Pensilvania. El documento asegura “La mayoría de las víctimas eran niños, pero también hubo niñas. Algunos eran adolescentes; muchos, prepúberes. Algunos fueron manipulados con alcohol o pornografía”.

“Algunos fueron forzados a masturbar a sus atacantes o fueron manoseados por ellos. Algunos fueron violados”, pero en todos los casos hubo jerarcas eclesiásticos “que prefirieron proteger a los abusadores y a su institución por encima de todo”.

Entre 5.700 y 10.000 sacerdotes católicos han sido denunciados por acoso sexual en EE. UU., pero solo un par han sido juzgados, condenados y sentenciados por sus crímenes, según la ONG Bishop Accountability.

Además informes similares han surgido en Europa, Australia y Chile, lo que provocó denuncias e investigaciones, menoscabando la autoridad moral del liderazgo de la Iglesia Católica, que cuenta con unos 1.200 millones de miembros en todo el mundo.

Share this