Líderes mundiales se comprometen a revertir pérdida de biodiversidad

Lideres.png
Foto: WWF

Jefes de Estado de 64 paísesrespaldan el Compromiso de los Líderes por la Naturaleza, apoyando acciones decisivas sobre la naturaleza para proteger la salud humana y planetaria.

Reducción de la contaminación en la tierra y el aire, incluyendo la eliminación de los desechos plásticos del océano y la inversión de más dinero en soluciones basadas en la naturaleza, son algunos de los compromisos adquiridos por los jefes de Estado y de Gobierno de 64 países, de los cinco continentes y el Presidente de la Comisión Europea para la Unión Europea, para revertir la pérdida de la naturaleza hasta el final de esta década, y así contar con patrones sostenibles de producción y consumo incluyendo sistemas alimentarios.

El ‘Compromiso de los Líderes por la Naturaleza: unidos para revertir la pérdida de biodiversidad hasta el 2030 para el Desarrollo Sostenible‘ contempla acciones urgentes durante los próximos diez años como parte de la Década de Acción de la ONU para lograr el Desarrollo Sostenible, destacando que las crisis interdependientes de pérdida de biodiversidad, degradación de los ecosistemas y cambio climático están causando daños irreversibles a nuestros sistemas de soporte vital, agravando la pobreza y las desigualdades y aumentando el riesgo de futuras pandemias zoonóticas.

Este espacio es una oportunidad, entre otras, para que los jefes de Estado y de Gobierno, al igual que otros líderes, aumenten la ambición para el desarrollo del marco mundial de la diversidad biológica posterior a 2020 que se adoptará en la décimo quinta reunión de la Conferencia de las Partes en el Convenio sobre la Diversidad Biológica, que se celebrará en 2021.

Los coanfitriones del evento son Colombia, la Unión Europea, Reino Unido, Costa Rica, Finlandia, Belice, Bután, Kenya, Seychelles y la Alianza de Pequeños Estados Insulares.

Los acuerdos establecen tomar acciones urgentes ahora que permitan revertir la pérdida de biodiversidad hacia el 2030, incluyendo:

1. El desarrollo e implementación completa de un marco de biodiversidad global ambicioso y transformador post-2020 que se adopte en Kunming, China, el próximo año. 

2. La transición hacia patrones sostenibles de producción y consumo, incluyendo sistemas alimentarios sostenibles que satisfagan las necesidades de las personas mientras se mantienen dentro de los límites planetarios, incluso encaminándose hacia una agricultura regenerativa libre de deforestación.

3. Reducir la contaminación en la tierra y el aire, incluyendo la eliminación de los desechos plásticos del océano. 

4. Gestionar de forma sostenible los océanos y concluir las negociaciones en el marco de la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar. 

5. Una respuesta verde y justa a la actual crisis económica y de salud, integrando el enfoque del porgrama ‘Una sola salud‘ y ubicando la biodiversidad, el clima y el medioambiente en el centro de las estrategias de recuperación, inversiones, decisiones y acciones de todo el gobierno. 

6. Invertir más dinero en soluciones basadas en la naturaleza y comprometerse a eliminar o reorientar inversiones y subsidios dañinos. Además, alinear los flujos financieros con los compromisos ambientales y los Objetivos de Desarrollo Sostenible para lograr el bienestar de las personas y salvaguardar el planeta.

Con información de Sostenibilidad Semana.

Share this