Helados de Paila en la Feria del libro

helados 1.JPG
Foto: LAUD

Ecuador se vino con todo para la Feria Internacional del libro en Bogotá. De hecho, se trajo la empresa más famosa de Ecuador que prepara el tradicional helado de paila. Para refrescarse mientras lee, puede disfrutar de un delicioso helado, que además, es gratis.

La empresa  Helados de Paila Rosalía Suárez, es un negocio ecuatoriano que desde 1896 se ha consolidado en el mercado y de generación en generación ha conservado la tradición.

¿Quién no conoce los helados de doña Rosalía Suárez? Es la pregunta que con orgullo hace Ismael Guerrero, administrador del negocio familiar y quien hace parte de la quinta generación que se dedica a la empresa con amor y dedicación.

 “Crecí viendo a mis abuelos y mis padres trabajando en el negocio de los  helados, yo he dejado otras actividades para continuar con el negocio y conservar la tradición. Le garantizo que mi helado no tiene comparación con ninguno otro en el mundo”, afirma Ismael.

La tatarabuela de Ismael fue la gran gestora y planteó la preparación de los helados y aún se conserva el mismo método. Se utiliza hielo, paja de páramo, sal en grano, fruta y claro está, la paila. La sal en el hielo se emplea para que conserve la temperatura. Al tener los ingredientes, se inicia la rotación de la paila hasta que se consiga la temperatura para que el jugo se adhiera a las paredes de la paila y logre la consistencia necesaria para  recogerlo con una cuchara de palo y ubicarlo sobre un cono de galleta. La preparación tarda 15 minutos aproximadamente.

Los antepasados que no contaban con neveras para refrigerar el hielo, lo bajaban directamente desde los nevados y en la actualidad el producto tiene tanta demanda que se preparan hasta 120 litros de helado cada fin de semana en Ecuador.

El tradicional helado  lo encuentran en el pabellón de Ecuador, país invitado a la versión 24 de la feria Internacional del Libro en Bogotá. De esta manera, Ecuador nos muestra que sus tradiciones también nos narran la diversidad, el empuje y la dedicación de su gente.

Share this