Extintas FARC-EP declara ante la justicia delitos de secuestro y desaparición

laud-miembros-partido-farc-ante-la-jep-laud (2).jpeg
Foto: LAUD

Por primera vez la JEP recibe en declaración colectiva las confesiones sobre las retenciones forzadas durante el conflicto armado.

Uno de los hechos más dolorosos durante los años de conflicto armado ocasionado por las extintas FARC-EP fueron el secuestro, la desaparición forzada, el homicidio y la toma de rehenes. En el Acuerdo de Paz firmado entre el Gobierno Nacional y el grupo al margen de la ley en 2016 quedó estipulado el esclarecimiento de la verdad sobre estos sucesos. 

Desde julio de 2018 varios exintegrantes del secretariado y Estado Mayor de las FARC-EP han dado declaraciones individuales ante la Sala de Reconocimiento de Verdad, de Responsabilidad y de Determinación de los hechos y conductas de la Jurisdicción Especial para la Paz – JEP y este lunes los excombatientes entregaron su reconocimiento colectivo. 

“Es la primera vez que estas personas acuden en la justicia… y además confesaron que cometieron estos crimines, pidieron perdón. Esto es un gran logro del sistema y muestra las probabilidades del mismo”, manifestó Julieta Lemaitre, magistrada de la JEP.

Las declaraciones fueron solicitadas por el alto tribunal al inicio de 2019 donde se les solicitó a los comparecientes rendir versión voluntaria bajo el temario solicitado por la Sala en el caso 001 por ‘Retención ilegal de las personas por parte de las extintas FARC-EP”, del cual varias preguntas ya se habían formulado en los casos individuales. El objetivo es dar una descripción detallada con los testimonios de varias partes que ayuden agilizar el proceso de construcción de la historia que permita esclarecer la verdad y el paradero de las personas desparecidas. 

Rodrigo Londoño, jefe del partido político Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común – FARC, expresó a LAUD 90.4 FM ESTÉREO: “Vamos aportar toda nuestra verdad, hay unas narrativas que son perversas, pero en medio de todo eso, va a florecer la verdad que vamos a construir junto con las víctimas. Aquí se abre la posibilidad de ir a las regiones con la Sala y con los compañeros nuestros… es la reconstrucción de la historia, vamos a buscar en el terreno la información”.

En el acto de la versión colectiva fueron entregados a los comparecientes los informes correspondientes al caso 001 adelantados por entidades del Estado, la Fiscalía General de la Nación y las organizaciones de víctimas. Uno de ellos es el de la Procuraduría General de Nación donde revela la desaparición 522 ciudadanos, dato similar al entregado por la desaparecida fundación País Libre y los recopilados por la JEP. 

La misión de la Sala es contrastar la información del Estado, las versiones de los comparecientes y los aportes de las víctimas. En el caso de haber contradicciones o vacíos se solicitarán más pruebas o ampliaciones. Por su parte el partido FARC informó que han dado a conocer 300 casos de ubicación de restos, donde hay civiles, paramilitares, fuerza pública y combatientes de la guerrilla.

Por su parte tanto los magistrados de la corte como los integrantes de la FARC insistieron que harán un trabajo en las regiones para hablar con los mandos medios y rasos desmovilizados, con el fin de entregar un documento completo antes de terminar el año que será accesible a las víctimas y que dará respuesta prioritariamente a los familiares de las personas desparecidas y aquellas que desean conocer más sobre los hechos. El texto final junto al trabajo Unidad de Búsqueda de Personas Desaparecidas pretende hallar los restos y hacer la entrega digna de los mismo. Esta es una voz de esperanza para las familias.

Al momento de las versiones colectivas la FARC entregó a la JEP tres libros con sus respectivos CD’s que consigna las investigaciones realizadas por los excombatientes previamente y donde habla del origen de la guerrilla, roles, responsabilidades, participaciones, trayectoria y motivos de secuestros. 

El material fue entregado con declaraciones entre las que están las siguientes: “Este es un primer aporte colectivo que ha significado un esfuerzo de reconstrucción de la historia de las diferentes unidades guerrilleras por lo que hace la complejidad del caso… En una guerra tan prolongada, donde además entraron a actuar otras realidades aún más violentas, impidieron que las normas de las FARC-EP pudieran ser cumplidas a cabalidad, lo que llevó a que ocurrieran hechos lamentables, hechos por los cuales pedimos perdón a todos quienes fueron víctimas de esta conducta”.

Finalmente, la magistrada Lemaitre se refirió a las sanciones que les esperan a las personas que aporten o no a la verdad de manera detallada, exhaustiva y plena: “Las sanciones que proceden son aquellas llamadas propias que les impondría el Tribunal para la Paz a la cual los comparecientes serán remitidos explicándole que la Sala está satisfecha con su aporte la verdad, la pena recibida es de justicia restaurativa con restricción de la libertad, pero no carcelaria… En cambio, las personas que no cumplieron con su obligación serían remitidas a la Unidad de Investigación y Acusación donde lo que procede es un juicio penal que implicaría cárcel hasta por 20 años”. Escuchar entrevista.

Entre tanto Londoño puntualizó: “Mi compromiso es con la paz y la reconciliación, necesitamos reconciliarnos, necesitamos acabar con ese clima de confrontación que vive Colombia, para construir un país donde quepamos todos”. Escuchar entrevista.

Share this