El 52% de 928 niños encuestados dice que han sido castigados físicamente

laud-castigo-fisico.png
Foto: andina.pe

Los tipos de castigo físico más utilizados en el país son con un objeto (47%), una palmada (37%), un pellizco (29%) una cachetada (20%) y en un 7,9% una golpiza.

La Universidad de La Sabana, en conjunto con Alianza por la Niñez Colombiana, presentaron el estudio: ‘Castigo físico: la voz de los niños en Colombia’, el cual da cuenta de lo que dice la población infantil sobre las razones por las que son castigados, y sugiere que la intención de los padres es controlar el comportamiento de los niños mediante el castigo físico.

En el estudio quedó en evidencia que los tipos de castigo más utilizados en el país son con un objeto (47%), una palmada (37%), un pellizco (29%) una cachetada (20%) y en un 7,9% una golpiza. Y la principal razón por la que reciben reprimenda física es por portarse mal, seguido de no hacer caso (54%) y por decir una grosería (25%). Por otro lado, un 10% es castigado por no comer todo lo que le sirven y el 7% no saben por qué lo castigan.

De otra parte, la tristeza (61%), la rabia (40,9%), el odio (16%) y la vergüenza (9%) son las emociones con las que los menores se sienten identificados cuando son castigados físicamente. “Hay que tener en cuenta que se ve una serie de variaciones que se suscitan de acuerdo a la edad de los chicos y tiene que ver con el proceso de desarrollo de los mismos. Por ejemplo, el hecho que aparezca el sentimiento de odio, el de los más pequeños es mínimo, pero en la franja de los 12 a 17 este sentimiento va en aumento”, dijo Gloria Carvalho, secretaria ejecutiva de la Alianza por la Niñez Colombiana, en LAUD 90.4 FM ESTÉREO.

Agregó la invitada, que el castigo físico lo único que asegura es una obediencia a corto plazo y no favorece que el niño pueda internalizar normas y valores porque en ese proceso no se le está comunicando y reflexionando sobre los efectos que puede tener su comportamiento. “El castigo no es la alternativa y está demostrado por distintos estudios, pues está asociado con comportamientos agresivos de los niños, modelando y legitimando ese tipo de violencia a lo largo de la vida de la persona”.

También, se ha demostrado que cuando hay castigo se asocia con una sintomatología agresiva y depresiva en los adolescentes, disminuyendo sentimientos de confianza, afectividad y generando humillación. “En términos generales afecta la salud mental de los menores de edad”, explicó la especialista.

Escuchar entrevista aquí.

Para la realización de la encuesta se cubrieron todas las regiones, 26 de departamentos y fue dirigida a la población entre los 6 y 17 años vinculados a la Alianza por la Niñez Colombiana. Los equipos compuestos por organizaciones sociales y la academia, quienes tuvieron el acercamiento con los niños, estructuraron dos instrumentos, uno con el grupo de los más pequeños   y otros para los más grandes.

Para abordar el tema con mayor profundidad, analizar esta problemática, buscar soluciones y debatir para lograr verdaderos avances, se llevará a cabo el Primer Encuentro Internacional sobre Castigo Físico en la Universidad de La Sabana, junto con Alianza para la Niñez y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (Icbf), el cual buscará unir la academia y la sociedad civil entorno a esta realidad, para proponer políticas públicas y educativas en el país.

El evento se realizará el próximo 27 y 28 de junio de 2019 en el auditorio Álvaro del Portillo, en las instalaciones de la Universidad de La Sabana.

Share this