“Las campañas políticas siguen muy dependientes de las fuentes privadas”

Andres transparencia.jpg
Foto: LAUD

El financiamiento de campañas es un  tema sensible en el país y por tal razón existen entidades, que aunque su función es limitada,  como Transparencia por Colombia, permiten crear  espacios de control social y participación para  hacer seguimiento a los dineros que  invierten los candidatos en sus campañas políticas.

Los aportes privados a las campañas son un canal legítimo de participación política para favorecer la competencia electoral, siempre y cuando se entreguen con parámetros de transparencia y cumpliendo los requisitos de ley, que obliga a las campañas a llevar un registro en tiempo real de los ingresos y gastos en el aplicativo Cuentas Claras.

Andrés Hernández, director de Transparencia por Colombia, quien estuvo en LAUD 90.4 FM ESTÉREO señaló que para estas elecciones presidenciales, la entidad ha hecho  un trabajo de seguimiento juicioso y un análisis concienzudo de ingresos y gastos con corte al 21 de mayo, de lo que ha promovido esta contienda democrática.

El invitado dijo que el tope máximo de gastos permitidos para las campañas a la primera vuelta presidencial es de $24.235.554.964 y l total de ingresos reportados por todas las campañas es de $ 51.887.503.744 y el de gastos de $38.818.457.941.

La  relación de gastos frente al tope, la campaña de Iván Duque ha reportado un 58%, Germán Vargas Lleras un 41%, Humberto de la Calle un 35%, Gustavo Petro un 17% y Sergio Fajardo un 10%.

Las campañas presidenciales se están financiando, en su mayoría, con recursos de origen privado. Estos recursos constituyen una forma legítima de participación y de expresión de intereses políticos, pero que al mismo tiempo son los recursos más difíciles de verificar con las herramientas que hoy tiene la autoridad electoral. “Es una tendencia tradicional en las últimas campañas, es decir una dependencia fuerte como préstamos bancarios o aportes de personas naturales” Recordemos que  no es permitido hacer aportes directos de empresas o personas jurídicas a las campañas pero sí prestamos desde los partidos.

Agregó el funcionario que  las campañas políticas siguen muy dependientes de las fuentes privadas. “Solamente un candidato ha pedido anticipos estatales que es Humberto de la Calle. Los demás, seguramente esperaran a ver cuántos votos tienen en la contienda electoral para pedir la reposición del Estado y con esto pagar los créditos bancarios”.

En cuanto a la propuesta de algunos candidatos de que se financie el cien por ciento las campañas políticas con dineros públicos, el director de Transparencia por Colombia dijo que no es el mecanismo ideal, pues no  van a desaparecer los intereses legítimos o ilegítimos   de particulares por influenciar las campañas, es decir que si es financiamiento estatal no quiere decir que no se  van a recibir dineros irregulares.

Finalmente Hernández señaló que existe  el mito de que no se puede conocer quienes financian las campañas, y sí es posible hacerlos en la página  http://cnecuentasclaras.com, una plataforma donde se encuentra el reporte de ingresos y gastos de las campañas, “cualquier persona puede ingresar y consultar".

Escuchar entrevista aquí.

Share this