¡El Centro de Bogotá se rejuvenece!

La Candelaria  3.jpg
Foto: Margarita Mejía - IDPC

El Instituto Distrital de Patrimonio Cultural, en conjunto con otras instituciones, llevan realizando diferentes actividades para mejorar las fachadas del centro de Bogotá.

¡El patrimonio urbano de la capital es una construcción colectiva! Es por ello, que el IDPC realiza diferentes actividades y programas no solo para el embellecimiento de la capital colombiana (en especial de su Centro Histórico), sino para aumentar la percepción de seguridad en los ciudadanos y contribuir a la recuperación integral del espacio público a través de ciclorutas, parques y colores.

Entre los programas que ha venido desarrollando el IDPC para mejorar el aspecto del centro de la capital, se encuentra el ‘enlucimiento de fachadas’ que busca que tanto el Instituto como toda la comunidad, intervenga para ayudar a preservar y cuidar estos espacios. En la actualidad se está formando a personas para la restauración de fachadas; se han venido pintando grandes corredores viales con los que se quiere cambiar la percepción de seguridad que tiene la ciudad. Poco a poco la imagen del Centro Histórico ha ido cambiando.

Otro de los programas que ha diseñado el Instituto, es “Adopta un monumento”; un decreto firmado por Peñalosa el año pasado y que el IDPC ha reglamentado. Precisamente, el Instituto Distrital tiene bajo su responsabilidad el inventario completo de los bienes-muebles  del espacio público de Bogotá (esculturas, obras de arte, relojes, etc), y es por ello que han venido desarrollando campañas pedagógicas y de sensibilización para fomentar el interés por participar del cuidado de un patrimonio que es colectivo. 

En este sentido, se han venido restaurando varios monumentos de la capital: permanentemente se está cuidando la estatua de Bolívar en la Plaza de Bolívar, se intervino el barrio Las Cruces, en estos momentos se está restaurando el Obelisco a los Mártires frente al Voto Nacional, próximamente se va a restaurar el monumento a Nicolás Copérnico que se encuentra al lado del Planetario, y, además, se han venido interviniendo y limpiando otros monumentos.

Por ejemplo la Universidad del Rosario arrancó adoptando la plazoleta que se encuentra frente al plantel: pronto el IDPC firmará un convenio con la Universidad para embellecer aún más este lugar; se van a realizar unas jardineras con flores naturales, habrá mobiliario urbano, bancas, faroles y se está buscando que los cafés tengan prolongación con el exterior.

Históricamente Bogotá ha sido de colores, y es por ello, que se está haciendo un trabajo técnico y de investigación, para saber cómo se deben combinar los colores para que el lugar luzca armónico. “No es solo pintar por pintar, sino que se debe pensar en una idea de ciudad tras esas pinturas” resalta Mauricio Uribe, director del Instituto Distrital de Patrimonio Cultural, quien estuvo en los micrófonos de LAUD 90.4 FM ESTÉREO. 

Aunque se reforzó estructuralmente la Plaza de Toros y la fachada de la iglesia del Voto Nacional, el IDPC se ha dado cuenta que el énfasis tiene que estar en el espacio publico. La Candelaria es el lugar más representativo, histórico y turístico de la ciudad; es por esto que se deben eliminar los graffitis vandálicos, la basura en las esquinas y llenar de vida el lugar: en la parte alta de La Candelaria y sobre la Circunvalar hay diferentes lienzos para pintar; pero hay que entender que las esculturas, monumentos y fachadas de casas no son el lugar adecuado para esto. Escuchar entrevista.

¡El fin último del patrimonio es el goce! Es por eso que los ciudadanos deben apropiarse del cuidado continuo y así cambiar esa idea de una ciudad caótica en la que posiblemente todos inmersos.

Este viernes 17 de febrero a partir de las 2:00 pm de la tarde, se llevará a cabo el conversatorio “Las Fachadas del Centro de Bogotá: Paisaje Urbano y Patrimonio”, un espacio donde además de entablar un diálogo en torno a este tema, también podrá disfrutar de un concierto de jazz al final a cargo del grupo del Instituto Distrital para la proyección de la niñez y la juventud.

Share this