Sisas mi perro

10/30/2017 - 07:28

ANDRES VALLEJO RAMIREZ.JPG

Tan solo hablé unos segundos en inglés en medio de una clase, un compañero que no paraba de reír me dijo - usted es igualito a Hassam, el de Sábados Felices. Con los hombros encogidos y con el rostro rojo de la pena y de la rabia le respondí tímidamente que no veía ese programa.  Luego de unos meses busqué las rutinas del comediante, a pesar del mal recuerdo el tipo me encantó, no paré de reír, aunque mi amigo tenía razón sobre mi manera de expresarme en otro idioma, pero lo que más me encantó fue el humor popular, un humor “urbano”, exquisito, todo lo contrario, a lo que entendemos como humor fino.

Soy ñero mis perritos, un ñero que disfruta el rock, el hip-hop, me parece chévere J Balvin, Nicky Jam, el jazz, me gusta leer y creo que no le hago daño a nadie. Igual no dejo de ser ñero digo ñamana en vez de mañana, le digo peluche tanto al dinero como a las novias, por ejemplo: - No, marica estoy peluche, oiga y que más de su peluche. Normalmente la respuesta es: Mi pelo bien yo también estoy peluche.

Es más, de vez en vez saludo con el “hola mi pez” además respondo a mis amigos dos de cinco preguntas con una invitación a practicar el sexo oral, pero eso suena muy sofisticado así que con la reducción lingüística solo digo “chúpelo” lo agradable es que la respuesta siempre es una risotada. Sí, ñero e inmaduro.

Pero saben además por qué soy ñero, simple, porque muchas veces he sido un marginado, un olvidado, he sufrido de la estigmatización. Mientras buena parte de los jóvenes de mi edad iban a la universidad yo no tenía otra alternativa que trabajar, así que años después pude estudiar, pero con la prioridad que primero estaba el trabajo. Así que mientras mis nuevos y más jóvenes compañeros hacían los trabajos en su hogar yo no tenía más remedio que abusar de la hora de la biblioteca de la universidad o del computador en el trabajo o de un café internet.

Ñero que se respeta no ha viajado en avión, tiene computador porque el hermano mayor se lo dio al igual que los mejores pantalones que usa. Ese ñero no sufre por el último celular ya que no lo va a comprar, sabe bien que es la clave (llamar y colgar para que le devuelvan la llamada) se mueve por la ciudad según el horario del SITP y TransMilenio, ama a Millonarios porque cree que le da glamur, su primera opción de comer en la calle es pollo asado. Saluda con más entusiasmo al vigilante de la empresa que al jefe. Tiene perro, gato, no puede estar en silencio, estudia con música. Se aguanta las requisas constantes de los policías. Disfruta del arroz con huevo y Coca – Cola al igual que una hamburguesa.

Así que a todos los que les da miedo ir a Hip-Hop al Parque o a un evento gratuito porque va todo el mundo, los invitó a que no nos juzguen sin antes reflexionar sobre el grado de inequidad que ha vivido el país. Igual duele sentir el desprecio después de las peleas que se presentaron en el parque Simón Bolívar, pero esas no son penas, a más de uno le falta calle para entender que cada uno tiene su propia realidad, que aún hay mucho que no saben que es la libre expresión, sino que solo creen en la ley del más fuerte. Lástima que evidencien tanto odio y agresividad contra todos los ñeros en general. Estoy seguro de que si usted se pregunta qué tan ñero es, se llevará una agradable repuesta.

A todos quienes quieren acabar con el Festival gratuito de Hip-Hop les digo: Todo copas, no has quitado cosas más importantes como las oportunidades que usted seguramente tuvo y otros no.

_____________________________________________________________________________

 

Este es un espacio de opinión que trata diversas temáticas. Las expresiones de los autores  son responsabilidad exclusiva de estos; los espacios destinados a este fin por LAUD 90.4 FM ESTÉREO no reflejan la opinión o posición de la emisora.

Share this