Solo para que sus voces no se callen y sus luchas estén en nuestra memoria

07/08/2019 - 06:26

Arminio del Cristo.jpg

Muchos medios de información en el país vienen cediendo unos espacios a los líderes y lideresas sociales para que estos narren lo que fueron sus experiencias dentro del conflicto armado en Colombia.

Entre ellos, se encuentra la Revista Semana, La Revista Arcadia, el diario 'El Espectador y el Youtuber Daniel Samper Ospina. 

Y desde este espacio, quiero también rendirle un tributo a todos esos hombres y mujeres que creyeron y siguen creyendo en una paz para toda una vida, los que siguen empeñados en la lucha por la recuperación de la tierra y hacer valer aquella vieja consigna de 'La tierra es para quien la trabaja'. 

De igual forma, por todos esos ambientalistas que luchan por un mejor vivir y por una naturaleza libre de contaminación y por todos esos que siguen en la pelea para que se acabe la tala de bosques y los que le dice no al ‘fracking’ y al glifosato.

Por ese colectivo agrupado en el LGBTI, que sigue en su lucha para que sean reconocidos como ciudadanos dignos de todos sus derechos.

Y por seguir tributándole ese reconocimiento a María del Pilar Hurtado: una mujer que luchó para que su calidad y estilo de vida fuera igual a la de todos los colombianos. 

A esas madres cabeza de familia y a sus hijos que siguen siendo las principales víctimas en un país donde su alimento se lo roban los corruptos. 

Una corrupción ejercida por la mayoría de dirigentes pertenecientes a los partidos tradicionales y los mal llamados modernos.

A todos los líderes, este sencillo homenaje y reconocimiento a través de sus palabras y sus formas de pensar.

"El efecto más contundente que la violencia sexual dejó en nosotras ha sido desde siempre el silencio, y junto a él, la vergüenza: Vergüenza de mí, de mi cuerpo, de mi historia. Nos daba miedo que alguien se enterara de las cosas tan terribles que nos habían sucedido. Esa vergüenza y ese miedo nos hicieron callar por muchos años. Creíamos que eso era lo mejor. Que así teníamos que vivir, cargar con esa marca, con esa herida". (Red de Mujeres Víctimas y Profesionales).

"Soy Yolanda Perea. Nací en Río Sucio, Chocó, hace 35 años. Tengo dos hijos. Soy la mayor de cinco hermanos...Crecí en la vereda Pava. Allí éramos felices. La comida nunca faltaba porque la tierra daba de todo”.

“Lo único que comprábamos era sal. Una noche de 1997 mi mamá y mis tíos se fueron a una fiesta y nos dejaron en casa de mi abuelo, que no quiso ir. Cuando ya estábamos acostado entró a la casa un guerrillero. Y o sabía que lo era antes lo había visto con camuflado pero esa noche estaba vestido de civil. Me apuntó a la cabeza. Me quedé inmóvil y él abuso de mí. En ese momento yo tenía 11 años". (Revista Semana. Edición 1933).

“Soy Gladys Ávila. Tengo 56 años. Crecí en Bogotá en una familia de siete hermanos. Uno de ellos fue víctima de desaparición forzada. La noche del 20 de abril de 1993 mi hermano Eduardo desapareció. Yo en ese momento tenía 29 años y el 26. Siempre me he dicho que, si yo hubiera hecho algo distinto, quizás las cosas serían de otra manera. En su búsqueda descubrí que eran muchos los casos como el mío y mi vida cambió. Aprendí que cada desaparecido tiene una persona que lo ama, que lo necesita y que lo busca". 

'Aquileíto era la Voz del Pueblo': "Luego del intento de asesinato, Mecheche se había ido a vivir a Riosucio. Además de ser el rector que daba consejos, llevaba las riendas de la Institución Educativa Agropecuaria Jagual, era el vocero de su comunidad, y el que se atrevía a hablar para pedir que les respetarán sus derechos. Aquileito estuvo entre los indígenas que en diciembre del 2018 viajaron a Bogotá a pedirle al Gobierno una intervención institucional en el territorio. 

En esos que llamaron minga por la vida, Mecheche y los demás líderes indígenas pedían simplemente lo mínimo que el Estado estaba en la obligación de garantizar: educación, salud, capacitaciones para gestores comunitarios, alimentación para los niños en los restaurantes escolares y un enfoque étnico para atender a la población". (Revista Semana. Edición 1929). 

El viernes 12 de abril fue asesinado a las 9:30 de la noche, frente al Parque Principal de Riosucio.

'Anatomía de un Líder' Temístocles Machado: "El asesinato de uno de los más reconocidos líderes sociales de Buenaventura, en enero de 2018, comenzó a mostrar el alto costo de aterrizar la paz en las regiones. Lo mataron cuando el Comité del Paro Cívico del puerto sostenía una reunión en el colegio Pascual de Andagoya.

Al hombre, de 59 años, lo abordaron sicarios cuando se encontraba desprevenido en un parqueadero de su propiedad. Quienes lo conocieron lo recuerdan como un hombre de principios, tranquilo, frentero y comprometido con la causa del pueblo".

Francia Márquez simboliza la resistencia por la cual han muerto centenares de líderes sociales en el país. El atentado contra Francia Márquez y otros líderes afros en el Cauca demostró que el conflicto y las economías ilegales no solo los amenazan a ellos, sino a todos los colombianos.

Una explosión, seguida de disparos, llevo a un grupo de líderes, que se encontraban reunidos en el quiosco de piso de cemento, guadua y tejas de barro, a tirarse al suelo y resguardarse detrás de los muros de ladrillos, mientras los escoltas repelían el ataque". 

Y por último: "Al día siguiente- dice María Antonia Chaparro- alguien fue a la cafetería en la que trabajaba a decirle que en la radio estaban hablando de la muerte de dos muchachos de apellido Chaparro. Fue ahí que el mundo se le vino encima". "Fuimos a la morgue, al Ejército, luego otra vez a la morgue y en ningún momento nos decían dónde estaban los cuerpos ni nada.

Llegamos a la Sijin (de la Policía). Y lo reconocimos por la fotocopia de la cédula, porque en ningún momento nos lo dejaron ver personalmente" Esto aconteció en Arauca, "donde una familia asegura que en mayo pasado dos jóvenes fueron víctimas de un 'falso positivo'. El ejército presento las muertes como bajas en combate". (Revista Semana. Edición 1938).

Frente a estos actos solidarios como resultaría interesante que rectores de universidades, colegios instituciones, culturales, asociaciones, sindicatos y gremios invitara a estos líderes y sociales y se visibilizaran, de manera solidaria dejándolos actuar, hacer y realizar un acto de presencia por 12 horas o más frente a las labores que desarrollan frente a las organizaciones donde llevan a cabo sus actividades, comerciales, artísticas, sociales y pedagógicas.

Estoy pensando en invitar a esos líderes y lideresas sociales al programa 'Amantes del Círculo Polar' y 'Música y Músicos de Colombia' que se realizan todos los días en LAUD 90.4 FM ESTÉREO para que sus voces no se callen y puedan seguir teniendo protagonismo en una sociedad y en un país que no se deja interpelar y para que la capacidad de asombro no se pierda y derrotar de una vez por todas el miedo.

Ese bendito miedo que no nos permite decidir y elegir nuevas voces y nuevas miradas sobre este mundo historial.

___________________________________________________________________________________________

Este es un espacio de opinión que trata diversas temáticas. Las expresiones de los autores  son responsabilidad exclusiva de estos; los espacios destinados a este fin por LAUD 90.4 FM ESTÉREO no reflejan la opinión o posición de la emisora.

Share this